Lengua materna - Suzette HadenSinopsis

«No se permitirá a ninguna ciudadana trabajar, tener dinero, propiedades o bienes sin el permiso de un hombre».

Es el año 2205. La subsistencia de la Tierra depende del comercio interplanetario y los derechos de las mujeres se han derogado: están sometidas a los hombres. Solo las lingüistas, un pequeño grupo de mujeres cuyas extraordinarias dotes como traductoras hacen posible la comunicación con los extraterrestres, disfrutan de cierta consideración social. Nazareth es una brillante lingüista que trabaja hasta la extenuación para el Gobierno y sueña con jubilarse y entrar en una casa estéril, donde las mujeres que ya no están en edad de procrear esperan la muerte. Mientras tanto, un movimiento clandestino empieza a surgir entre las sombras de estas casas: en ellas, las mujeres están desarrollando un nuevo lenguaje secreto que les permitirá liberarse de sus opresores. Pero las rebeliones particulares de Nazareth amenazarán con acabar con el movimiento de la resistencia y cualquier esperanza de libertad.

El clásico de la ciencia ficción feminista antes de El cuento de la criada.

Ficha técnica

Ficha técnicaTítulo: Lengua materna
Autora: Suzette Haden
Género: Distopia / Ciencia ficción
Páginas: 360
Editorial: Oz Editorial

Ver este libro en Amazon

Mi opinión

No suelo leer distopías porque no son un género que me suela llamar la atención. Pero cuando vi que Lengua Materna podría considerarse el precursor de El cuento de la criada decidí darle una oportunidad. Lamentablemente, no ha sido tan buena lectura como esperaba.

Para empezar, con la sinopsis da la impresión de que la historia va a girar en torno a Nazareth, pero eso no es del todo cierto. Digamos que la vida de Nazareth sirve como una especie de «hilo conductor», pero en el libro muy pocos capítulos a mi parecer están narrados por Naza. Y el cúmulo de personajes hace que, al principio, todo resulte confuso, sobre todo porque puede aparecer por primera vez un personaje de manera breve y no volver a aparecer hasta que narra él un capítulo muchas páginas después, cuando ya nos hemos olvidado de su existencia.

Por complicar aún más el asunto, el libro está narrado en varios tiempos, fáciles de ubicar cuando Naza está presente en los capítulos (por su edad, principalmente), pero muy difíciles de situar cuando no lo está.

Sin embargo, poco a poco vamos superando todos estos escollos y llega un punto en el que somos perfectamente capaces de situarnos entre tiempos y personajes sin ningún problema. 

Por suerte, la historia es interesante y engancha, aunque tiene demasiados frentes abiertos, muchos de ellos completamente innecesarios, como el de los bebés que utiliza Trabajo Gubernamental. Al margen de que se podía haber conducido la narración al mismo punto sin eso, yo me pregunto: ¿tiene algún otro propósito que se me escape, a parte de hacer que el lector lo pase mal? Quizá soy yo, que peco de un exceso de empatía, pero… no.

En mi opinión, se trata de un libro interesante, sobre todo por el mundo que nos presenta en el que las mujeres, sin ser maltratadas físicamente y recibiendo «cuidados», han sido reducidas a poco más que receptáculos para gestar bebés. Y eso que dice la sinopsis de que las lingüistas disfrutan de cierta consideración social… en fin, mejor dejo que leáis el libro y lo descubráis por vosotros mismos.

Lo que más me gusta: La forma en que las mujeres se las ingenian para hacer lo que quieren, dentro de sus escasas posibilidades.

Lo que menos me gusta: Toda la parte en la que se habla de los de Trabajo Gubernamental con bebés en la interfaz. Lo he pasado realmente mal. No puedo dar más información para evitar spoilers.

Este libro es para ti si… te gustan las distopías futuristas y te gustó El cuento de la criada.

ValoraciónValoración

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+ 26 = 31