Reseña de Por si no vuelvo, de Cristina Fernández GutiérrezSinopsis

“Por si no vuelvo” es un testimonio íntimo que destila realidad en cada una de sus páginas. Es, también, una suerte de diario que recoge todo el proceso emocional que atraviesa la autora hasta acabar internada en la unidad de salud mental en un hospital psiquiátrico por intento de suicidio. Entre emociones y pensamientos, Cristina Fernández Gutiérrez nos sumerge en esta espiral de sensaciones que nos invita a ponernos en su piel, a emocionarnos, a valorar, a comprender y, sobre todo, a abrir los ojos ante una realidad que cada vez golpea con más fuerza. Las estadísticas así lo reflejan: el suicidio es la primera causa de muerte no natural en todo el mundo.

Ficha técnica

Título: Por si no vuelvo
Autora: Cristina Fernández Gutiérrez
Género: Prosa poética
Páginas: 160
Editorial: Libros y Literatura

Ver este libro en Amazon

Mi opinión

Últimamente se está dando mucha visibilidad a la salud mental, algo que ya venía siendo necesario, y este libro me parece una valiente y maravillosa forma de hacerlo.

En él Cristina (la autora) nos narra a través de pequeños textos, poemas, pensamientos y reflexiones su depresión, su intento de suicidio, su ingreso en una unidad psiquiátrica y su recuperación.

Plagado de todo tipo de textos, este es un libro que, con sus escasas 160 páginas, sin duda hace reflexionar. Si queréis ver un ejemplo, os he dejado un texto deslizando las fotos.

Además, el texto va ocasionalmente acompañado por algunos dibujos realizados por la propia autora, y que reflejan bastante bien sus estados de ánimo.

De verdad, de verdad, os recomiendo mucho que le deis una oportunidad a este libro, porque os va a hacer darle una nueva perspectiva a todo. Es uno de esos libros que vuelves a recordar periódicamente, que no olvidas al dejarlo en la estantería.

Un texto de Por si no vuelvo

«Mamá lleva un jersey verde oscuro. Mamá está sentada a mi lado en una silla de hospital. Mamá me agarra la mano.
Lo siento, mamá.
El dolor me ha ganado, mamá.
No ha salido bien, mamá. No quería que terminase así.
No es vuestra culpa, mamá.
Un monstruo me ha estado devorando todo este tiempo, me ha abierto un agujero en el pecho y me he quedado vacía. Se llama depresión. Deja a las personas secas.
Mamá, yo sí quería hacerlo, pero nunca quise que sufrierais.»

Valoración: 5⭐

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 + 4 =